La ingesta de sal aumenta el riesgo de padecer diabetes tipo 2

La principal fuente de sodio en la dieta es a través de la sal. La sal (cloruro de sodio) es 40 por ciento de sodio, por lo que, por cada 2,5 g de sal consumida, 1 gramo es sodio. Investigaciones anteriores han sugerido que el consumo excesivo de sal puede elevar el riesgo de desarrollar DT2, posiblemente a través de un efecto directo sobre la resistencia a la insulina y/o promoviendo la hipertensión y el aumento de peso.
Los investigadores analizaron los datos de 1.136 pacientes con diabetes tipo 2 y 355 con LADA ( Diabetes Autoinmune Latente en Adultos ), comparándolos con un grupo de 1.379 personas sanas. Fue calculada la ingesta diaria de calorías, nutrientes y sodio de cada participante.    LADA es una forma de diabetes tipo 1 en la que las células productoras de insulina en el páncreas son destruidas por el propio sistema inmunológico del cuerpo, pero a diferencia de la DT1 típica se desarrolla muy lentamente, a veces durante un periodo de años.
Cabe tener en cuenta que, según la OMS, en consumo recomendado de sal son 5 gramos, cuando los españoles consumen unos 12 gramos diarios.

También se consideró la influencia de la genética en el riesgo de diabetes, dividiendo a los pacientes en “alto riesgo” u “otro” según su genotipo HLA. Se hicieron ajustes para tener en cuenta las diferencias en factores de riesgo, incluyendo edad, sexo, índice de masa corporal (IMC), tabaquismo, actividad física, antecedentes familiares de diabetes, alcohol, energía total y consumo de potasio.

El estudio detectó que la ingesta de sodio se asoció con un aumento promedio del 43 por ciento en el riesgo de desarrollar DT2 por cada gramo adicional de sodio (equivalente a 2,5 gramos extra de sal) consumido por día. Al dividir a los participantes en tres grupos de consumo de sodio (bajo 2,4 g, medio 2,4-3,15 g, alto 3,15 g), el grupo con mayor consumo tuvo un 58 por ciento más de riesgo de desarrollar DT2 en comparación con el grupo de consumo más bajo.

El efecto de la ingesta de sodio en el riesgo de desarrollar LADA fue aún mayor, con un aumento del 73 por ciento por cada gramo de sodio consumido al día.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor, a continuación responda a la siguiente operación matemática con un número: * Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.